martes, 18 de marzo de 2008

ACUERDO INSTITUCIONAL DE CONVIVENCIA

PRINCIPIOS Y OBJETIVOS:Los Acuerdos Institucionales de Convivencia (AIC) formulados en el presente documento tienen como objetivo la adecuación de los estilos de convivencia escolar a los requerimientos de la sociedad actual, en consecuencia, apuntan a plantearse la convivencia como un proyecto flexible y capaz de retroalimentarse creativamente a través del aporte y cuestionamiento de todos los integrantes de la comunidad educativa. Surge del intercambio de propuestas sugeridas y elaboradas por los distintos estamentos que componen el colegio; partiendo de la premisa de que la comunidad educativa, con su complejidad siempre creciente, impone la necesidad de organizar coherentemente la interacción de autoridades, educadores (padres, docentes) y educandos. Todas las interrelaciones están orientadas a un logro: obtener un óptimo rendimiento escolar, creando para ello una convivencia contenedora donde se valore él poder escuchar, aceptar, compartir, y comprender al adolescente. La excelencia educativa sólo se logra en un marco de responsabilidad donde la asistencia, la puntualidad, el cumplimiento de las normas, tanto por parte de los alumnos como de los profesionales que orientan el aprendizaje sean una constante tendiente a garantizarla. De la reflexión acerca de la significación de límite y norma de conducta, deducimos que los primeros son necesarios pero sin confusión conceptual: disciplina como resultante de los mismos no es sumisión, orden en el trabajo no supone coerción. Los límites nos conducen a la preservación y defensa de los valores sociales, donde el respeto al prójimo, a sus diferencias, se transforma en un presupuesto básico de convivencia. De esta manera la escuela será integralmente formativa y no meramente instructiva. En este sentido, la formulación de pautas, normas o reglas de convivencia- como así también de las sanciones que supone toda trasgresión de una norma, es meta prioritaria. Creemos que la escuela es el ámbito para que el educando se desarrolle en el ejercicio responsable de su libertad a través de la estimulación de su participación personal y reflexiva para asimilar pautas de convivencia con vistas a su inserción en la vida ciudadana. El óptimo resultado de la labor encarada dependerá del grado de compromiso con que cada integrante de la comunidad educativa asuma la responsabilidad que le corresponda a su rol, por lo tanto, son objetivos de los Acuerdos Institucionales de Convivencia:
a) Propiciar la participación democrática de todos los sectores de la comunidad educativa, según la competencia y responsabilidad de cada uno, en la elaboración, construcción y respeto de las normas que rijan la convivencia institucional con el fin de facilitar un clima de trabajo armónico para el desarrollo de la tarea pedagógica.
b) Promover, en toda la comunidad educativa, los siguientes valores:
- el respeto por la vida, la integridad física y moral de las personas;
- la justicia, la verdad y la honradez;
- la defensa de la paz y la no violencia;
- el respeto y la aceptación de las diferencias;
- la solidaridad, la cooperación y el rechazo de todo tipo de discriminación;
- la responsabilidad ciudadana, el respeto a los símbolos patrios y el compromiso social;
- la responsabilidad individual.
c) Fomentar la práctica permanente de la evaluación de conductas según las pautas establecidas en los AIC, como fundamento del proceso de educar.
d) Facilitar la búsqueda de consenso a través del diálogo para el reconocimiento, abordaje y solución de los conflictos.
e) Generar las condiciones institucionales necesarias para la retención y finalización de los estudios de los/las jóvenes.
f) Posibilitar la formación de los alumnos en las prácticas de la ciudadanía democrática, mediante la participación responsable en la construcción de una convivencia armónica.
g) Proveer a la institución educativa de mecanismos eficaces para la resolución de los conflictos.

CRITERIOS DE APLICACIÓN: El AIC se rige de acuerdo con los siguientes criterios:
a) Utilización del diálogo como metodología para la identificación y resolución de los problemas de convivencia.
b) Análisis y reflexión sobre las situaciones conflictivas y sus causas y posibilidades de prevención.
c) Contextualización de las trasgresiones.
d) Respeto irrestricto a la dignidad e intimidad de las personas.
e) Garantía del derecho a ser escuchado y a formular descargo.
f) Valoración del sentido pedagógico de la sanción.
g) Reconocimiento y reparación del daño u ofensa a personas y/o bienes de la escuela o miembros de la comunidad educativa por parte de la persona y/o grupos responsables.
h) Garantía del derecho a la información de los alumnos/as pasibles de sanción y a sus padres o tutores/as durante el proceso de decisión y una vez aplicada alguna sanción.

NORMAS DE CONVIVENCIA:
Orientación de nuestra Institución: Nuestro colegio se define como una comunidad cristiana que realiza un servicio educativo evangelizador. Explicitamos nuestra orientación y organización a través del Ideario, de este Acuerdo Institucional de Convivencia y de nuestro Proyecto Educativo Institucional.
El A.I.C. es un conjunto de normas que garantizan el funcionamiento de todo el proceso educativo para el logro de una educación integral en un ambiente de familia.
Instamos a aceptar libremente los principios de la Escuela Católica, lo que permitirá al alumno desarrollarse dentro de un marco de solidaridad, amistad y fe cristianas.
Ideario:

En nuestro colegio predomina el ambiente familiar, el amor y la dedicación extrema a nuestros alumnos, los cuales, aspiramos, encuentren en nuestras aulas un verdadero segundo hogar, donde nuestra misión como educadores consistirá en guiarlos para que descubran, seleccionen y adopten en libertad y con responsabilidad los medios que los lleven a cumplir su vocación en la vida, a ser físicamente saludables, intelectualmente desarrollados y amantes de la verdad, afectivamente equilibrados, socialmente responsables y espiritualmente íntegros. Promovemos en nuestros alumnos un profundo amor a la Patria, a nuestros Símbolos Nacionales y a nuestros héroes y tradiciones, valores que consideramos prioritarios para alcanzar la formación de un ciudadano modelo. En suma, queremos lograr que nuestros jóvenes sean en el futuro hombres y mujeres de bien.
Norma General: Esperamos de nuestros alumnos que adopten una actitud positiva y de buena voluntad frente al proceso educativo, exponiendo con libertad dudas, dificultades, preocupaciones y opiniones; no incurriendo en faltas de respeto (modales, posturas, vocabulario), siendo responsables de la propia conducta aún cuando ésta se produzca en situaciones grupales. En tal sentido, esperamos que nuestros alumnos logren:

  • Adquirir responsabilidad en el uso de la libertad.
  • Adquirir sentido crítico en el análisis de la propia conducta.
  • Adquirir el sentido de la veracidad y autenticidad, evitando la especulación frente a los propios deberes.Superar el individualismo y tomar conciencia del bien común.
  • Comprometerse como estudiantes, con actitudes de superación y rendimiento.


NORMAS ESPECÍFICAS:

  • Inscripción: La inscripción de los alumnos será solicitada por los padres o representantes legales quienes serán los responsables de cumplimentar la entrega de la documentación necesaria para concretar la matriculación. Al solicitar la inscripción les será entregada una copia del presente código de convivencia. El hecho de efectivizar la matriculación implicará la plena conformidad con los contenidos normativos que lo integran.
  • Representación Escolar: La representación de los alumnos ante las autoridades escolares será ejercida por los padres, encargados o tutores y en caso de impedimento transitorio de estos, por quien se designe a tal efecto, conforme con las normas legales y las disposiciones de este reglamento. Se reconocerá como encargado de la representación del alumno a toda persona mayor de edad que fuera designada expresamente por los representantes legales del alumno, mediante comunicación escrita dirigida a Dirección. El encargado debe registrar su firma dentro de las cuarenta y ocho horas de ser reconocido como tal por las autoridades.
    Los representantes de los alumnos tienen la obligación de notificarse de las comunicaciones que se les hiciese llegar relacionadas con sus representados dentro de las cuarenta y ocho horas de recibidas. Su cumplimentación evitará las sanciones a las que pudieran hacerse pasible los alumnos, de acuerdo con las disposiciones de este reglamento. Los representantes se abstendrán de efectuar aclaraciones o salvedades en las notas o documentos recibidos. Los padres, tutores o encargados deben tomar las previsiones necesarias para que sus hijos, en caso de ausencias momentáneas, no queden sin representación autorizada ante las autoridades del establecimiento. En todos los casos, los representantes de los alumnos que desearan informarse sobre la conducta o cualquier otra situación de los alumnos, lo harán ante los directivos.

Los alumnos que por causas ineludibles deban retirarse de la Escuela antes de la finalización de la jornada escolar, lo harán en compañía de sus padres o representantes legales o, en su defecto, por personas debidamente autorizadas por nota cuya firma debe coincidir con la registrada en la Escuela. En tales circunstancias se computarán las inasistencias correspondientes.
Las inasistencias, las faltas de puntualidad y las sanciones disciplinarias se comunicarán a los padres o representantes legales por medio del “boletín de inasistencias y conducta”. Las citaciones y comunicaciones se registrarán en el cuaderno de comunicaciones que cada alumno deberá adquirir al comenzar el ciclo lectivo. Tanto el boletín como el cuaderno de comunicaciones deben ser devueltos firmados dentro de las cuarenta y ocho horas siguientes y serán exigidos a los alumnos en el momento de entrada a clase todos los días. El incumplimiento de este requisito los hará pasibles de sucesivas sanciones.

  • Régimen de asistencia y puntualidad: Pautado por la Dirección General de Cultura y Educación de la Provincia de Buenos Aires.
  • Régimen de calificaciones: Idem. De ambos, los padres o tutores serán debidamente notificados.
  • Presentación: Los alumnos deberán concurrir al colegio pulcros y aseados. Es obligatorio el uso del uniforme escolar y no se permitirá vestir prendas que no pertenezcan al mismo.
  • Conductas trasgresoras de los alumnos a las reglas de convivencia: Se consideran conductas trasgresoras a las reglas de convivencia por parte de los alumnos las siguientes:
  • Efectuar agresiones físicas, verbales (orales o escritas) o gestuales a cualquiera de los integrantes de la comunidad.
  • Atacar, ofender o agraviar los símbolos patrios y las instituciones democráticas.
  • Destruir o deteriorar las instalaciones y el material de la comunidad educativa (moblaje, equipamiento)
  • Fumar, ingerir bebidas alcohólicas, consumir drogas o cualquier otro tipo de sustancias tóxicas.
  • Portar armas.
  • Realizar apuestas por dinero o de cualquier otra índole.
  • Retirarse de la clase y/o establecimiento sin autorización.
  • Falsificar o adulterar la documentación,
  • Promover desórdenes dentro del establecimiento.
  • Interferir el normal desarrollo de las clases.
  • No respetar las normas de presentación.
  • Protagonizar episodios reñidos con la moral.
  • Asumir actitudes impropias para el ámbito escolar.
  • Derechos de los alumnos: Todos los alumnos tienen derecho a:
    · Ser respetados y cuidados.
    · Plantear ante las autoridades los problemas que surjan de su actividad escolar y peticionar individual o colectivamente.
    · No ser obligados a declarar contra compañeros.
    · Conocer los objetivos, contenidos programáticos y los criterios de evaluación de cada espacio curricular, explicados por el profesor.
    · Poder desarrollar sin interferencias el proceso de enseñanza-aprendizaje.
  • Sanciones: Según la falta cometida, corresponde aplicar alguna de las siguientes sanciones:
    o Apercibimiento oral.
    o Apercibimiento escrito (superado el N° 3 corresponderá suspensión).
    o Suspensión con obligación de asistir al colegio: se computa inasistencia pero el alumno debe permanecer en el establecimiento y cumplir con actividades pautadas por Dirección.
    o No matriculación para el ciclo siguiente.

Solicitan y aplican las sanciones, según circunstancias y niveles de gravedad de las inconductas: preceptores, profesores, directivos.
Las sanciones deben ser notificadas en forma fehaciente a alumnos/as, padres, madres o tutores indicando la causa y la fundamentación de la medida.

Conductas trasgresoras de los adultos a las reglas de convivencia: Se consideran conductas trasgresoras a las pautas de convivencia por parte de los adultos las siguientes:

  • Incumplimiento de las funciones y tareas inherentes al cargo (especificadas en la reglamentación oficial).
  • No acatamiento de las normas oficiales vigentes y las normas emanadas de las autoridades del Colegio.
  • Discriminación religiosa, racial, ideológica, sexual o de cualquier otro tipo.
  • Acoso sexual.

En caso de incurrir en estas trasgresiones, las sanciones serán las establecidas en las disposiciones legales y reglamentarias de aplicación.

SEGUIMIENTO Y EVALUACIÓN DEL A.I.C.: Serán responsables de hacer cumplir, monitorear y actualizar este proyecto de convivencia todos los miembros de la comunidad educativa, desde el rol que desempeñen en ella, a saber:
REPRESENTANTE LEGAL: Supervisará la adecuación del A.I.C. a las pautas legales, velará por su cumplimiento y oficiará de nexo entre los docentes y la entidad propietaria.
DIRECTORA: Supervisará el desarrollo de la actividad cotidiana verificando el cumplimiento del A.I.C., recepcionará las inquietudes de todos los miembros de la comunidad y actuará en consecuencia, resolverá acerca de la aplicación de las sanciones solicitadas, convocará al C.I.C. cuando las circunstancias lo ameriten.
SECRETARIA: Secundará a la directora en todas las funciones arriba mencionadas y la reemplazará en caso de ausencia. Labrará acta en las reuniones y organizará el aspecto administrativo vinculado con la notificación y difusión del A.I.C.
PRECEPTORES: Estarán atentos al comportamiento de los alumnos vinculándose con ellos de manera cordial pero firme, de modo tal de gozar de su confianza, percibir sus demandas, actuar preventivamente y evitar el acontecer de situaciones conflictivas. En el caso de que éstas se produzcan, informarán de inmediato a las autoridades. Asimismo, solicitarán sanciones en el caso de creerlo conveniente.
PROFESORES: Se informarán de las pautas del A.I.C. y actuarán cumpliéndolas y haciéndolas cumplir en todas las circunstancias.
ALUMNOS: Informados de las pautas del A.I.C. las respetarán en su totalidad, asumirán una actitud de compromiso para con el mismo. A través de sus representantes, plantearán sus sugerencias e inquietudes en el C.I.C.
PADRES: Se notificarán del A.I.C. y cumplirán con el mismo. Ejercerán la representación de sus hijos en todos los casos en que sea necesario. Concurrirán a todas las entrevistas a las que sean citados y se comprometerán a acompañar a las autoridades educativas en el propósito de arbitrar los medios para obtener los mejores resultados.

CONSEJO INSTITUCIONAL DE CONVIVENCIA: Será un organismo integrado por la directora del colegio y los distintos sectores de la comunidad educativa. Se convocará para integrarlo a:
a. Representantes de profesores/as. (2 dos)
b. Asesores/as pedagógicos/as.
c. Representantes de preceptores/as. (2 dos)
d. Representantes de alumnos/as. (uno de cada curso)
e. Representantes de padres, madres o tutores/as. (uno de cada curso)
Los miembros de C.I.C. serán elegidos por votación de sus representados. Son funciones del C.I.C.:
a. Asegurar la participación real y efectiva de todos los sectores de la comunidad educativa en la elaboración de las normas de convivencia, a fin de lograr el mayor consenso.
b. Elaborar las normas de convivencia del establecimiento educativo.
c. Garantizar la difusión de las normas de convivencia a toda la comunidad educativa.
d. Analizar y revisar anualmente las normas de convivencia tomando en cuenta su grado de incumplimiento y sus causas; y proponer modificaciones a las mismas tomando en consideración las propuestas de los sectores representados en su seno .
e. Promover la creación de otros organismos de participación, tales como consejos de curso, tutorías u otras modalidades que se consideren convenientes para el tratamiento y resolución de los conflictos.
f. Proponer las sanciones ante las transgresiones a las normas de convivencia que sean remitidas a su consideración.
g. Elaborar estrategias de prevención de los problemas de convivencia.
h. Proponer diferentes actividades curriculares y extracurriculares tendientes a promover la convivencia.
En caso de que la Dirección del establecimiento se aparte de la propuesta del Consejo Institucional de Convivencia, deberá fundar debidamente los motivos de su apartamiento.
Reunido el C.I.C., por lo menos una vez por año, efectuará el seguimiento y evaluación del A.I.C. conforme a las siguientes pautas:
· Caracterización del clima institucional.
· Cuantificación de situaciones conflictivas.
· Clasificación de las mismas en muy graves, graves, poco graves.
· Reflexión acerca de las causas de las situaciones más conflictivas.
· Sugerencias para su superación.
· Realización de ajustes en el A.I.C. en función de las conclusiones a que se arribe.


Los propietarios, directivos y Representantes Legales del Colegio Sagrado Corazón de Jesús se hacen responsables del presente A.I.C., de su aplicación y de su actualización permanente.

Quilmes, 20 de diciembre de 2002.
ACTUALIZACIÓN DEL ACUERDO INSTITUCIONAL DE CONVIVENCIA
CICLO LECTIVO 2006

El jueves 27 de abril del año 2006, en el marco de la segunda Jornada Institucional prevista para dicho ciclo lectivo, se reunió el Consejo Institucional de Convivencia del Colegio Sagrado Corazón de Jesús, integrado por directivos, docentes, padres y alumnos. En esa circunstancia se revisó el A.I.C. vigente desde el año 2002 y se llegó a las siguientes conclusiones:
- Los objetivos del proyecto que motivó su confección se han cumplido.
- Se respeta su contenido y el espíritu democrático que lo inspiró.
- Se hace necesaria una mayor difusión del mismo.

Luego de analizar su contenido, se decide efectuar las siguientes especificaciones:

  • Entre las conductas trasgresoras de los alumnos a las reglas de convivencia figura “interferir en el normal desarrollo de las clases”, al respecto se puntualiza que queda terminantemente prohibido el uso de elementos que distraigan el curso de la clase, tales como cámaras fotográficas, celulares, MP3/MP4, etc. Dichos elementos tampoco se pueden utilizar en los recreos ni en el campo de deportes ni en el micro que conduce a los alumnos hasta el mismo. En caso de que el alumno los traiga al colegio, la institución no se hará responsable de los daños que pudieran sufrir ni de su extravío. Tampoco los docentes podrán hacer uso del celular durante las clases.
  • Con respecto a las sanciones, se agrega la suspensión con permanencia en el hogar, que podrá ser aplicada a criterio de Dirección cuando las circunstancias lo ameriten.
  • El resto del A.I.C. se ratifica en su totalidad.

    ACTUALIZACIÓN DEL ACUERDO INSTITUCIONAL DE CONVIVENCIA
    CICLO LECTIVO 2007

    El 17 de abril del año 2007, luego de un período de difusión y consulta entre el alumnado, se volvió a reunir el Consejo Institucional de Convivencia que ratificó el A.I.C. en su totalidad sin formularle ninguna modificación.

2 comentarios:

SCJ dijo...

HOLA! SUERTE!

San dijo...

Me gustó mucho el blog.... Solo es una pena que tenga pocos comentarios. Siendo del cole debería tener más actividad... por mi parte comenzaré a invitar a la participación... Realmente es un trabajo muy serio y muy bien elaborado...!!!! Felicitaciones gente!!!